Tras un año muy inteso, repasa el curso pastoral Cardenal Osoro: "Ser cristiano no es una cremita que te pones, constituye el corazón de tu vida"

El cardenal Osoro en el programa 'El espejo de Madrid' de COPE
El cardenal Osoro en el programa 'El espejo de Madrid' de COPE

En el cierre de temporada del espacio conducido por Mario Alcudia, el arzobispo de Madrid ha repasado un curso pastoral marcado por el Año Jubilar Mariano y por el ejemplo de la Virgen, que es «la expresión más bella de un discípulo misionero de Cristo»

Ha anunciado los temas para el el Plan Diocesano Misionero del curso próximo, que empezará con el Encuentro Internacional Paz sin Fronteras organizado con la Comunidad de Sant’Egidio. "Es una responsabilidad mantener la paz entre los hombres"

«Ser cristiano no es una cremita que te pones, constituye el corazón de tu vida». Este es el recordatorio central que ha lanzado el cardenal Osoro este viernes, 26 de julio, en los micrófonos de El Espejo de Madrid de COPE.

En el cierre de temporada del espacio conducido por Mario Alcudia, el arzobispo de Madrid ha repasado un curso pastoral marcado por el Año Jubilar Mariano y por el ejemplo de la Virgen, que es «la expresión más bella de un discípulo misionero de Cristo», y ha incidido en que «solamente vive el que se pone en camino y en marcha, el que se hace misionero».

La llamada a salir a los caminos reales por la que transita la gente la hacen suya él mismo y sus cuatro obispos auxiliares, monseñor Cobo, monseñor Martínez Camino, SJ, monseñor Montoya y monseñor Vidal, que este año han comenzado «la visita pastoral permanente». «La pretensión de la visita pastoral –ha explicado– es estar en medio del Pueblo de Dios, conocer las situaciones en las que vive, y las propuestas que tenemos que hacer para dinamizar la evangelización. […] Dije a los obispos que donde nos dejen entrar, entrásemos, no solamente a las comunidades cristianas».

Plan Diocesano Misionero y Encuentro Internacional Paz sin Fronteras

En este empeño evangelizador, el purpurado ha recordado que en el Plan Diocesano de Evangelización se vieron «entre todos, con todos y para todos los retos fundamentales que tiene Madrid»: la juventud, la familia y la presencia de los cristianos en la vida social, y ha anunciado que se van a trabajar estos temas en el Plan Diocesano Misionero del curso próximo.

Un curso que, como bien ha subrayado, empezará con el Encuentro Internacional Paz sin Fronteras organizado con la Comunidad de Sant’Egidio. «Es una responsabilidad mantener la paz entre los hombres. […] La paz se consigue cuando hablamos y tomamos decisiones fruto de esas conversaciones», ha aseverado.

Antes, eso sí, el cardenal Osoro se escapará unos días a Santander para recargar las pilas con su familia tras un año muy intenso, en el que se anunció una reforma de la Curia para «ayudarnos unos a otros y mantener la línea pastoral»; en el que los miles de participantes del Encuentro Europeo de Jóvenes de Taizé descubrieron que la oración hace «surgir de nuestro corazón lo mejor para ser más para los demás», y en el que la Iglesia ha seguido acogiendo a personas desplazadas y pidiendo la colaboración de la Administración para «que la dignidad del ser humano, que es imagen y semejanza de Dios, se mantenga en todas las situaciones».

El cardenal Osoro y Sant' Egidio presentan el Encuentro Paz sin Fronteras a Almeida

Etiquetas

Volver arriba