"¡Qué bello soñar lo mismo para el mundo entero!" "En la Iglesia no hay extranjeros"

Taller de Inculturación organizado por la CONCUR en La Habana
Taller de Inculturación organizado por la CONCUR en La Habana

"En la Iglesia no hay extranjeros" afirmó con fuerza Dagoberto Valdés en su presentación acerca de la situación de la realidad cubana, en el taller de Inculturación organizado por la CONCUR en este mes de mayo para los religiosos misioneros en Cuba"

"Diversa. Es así nuestra Iglesia Universal: personas unidas por el lenguaje de Jesús, impulsadas por el Espíritu como instrumentos para la construcción del Reino de nuestro Padre"

"En esta tierra que me acoge en los últimos tiempos se tiende a confundir unidad con unicidad y se pierde así la riqueza de lo diverso, la belleza de lo raro, pero por los pequeños huecos que de vez en cuando se intuyen, nos colamos audaces y creativos los misioneros"

"No hay extranjeros en la Iglesia... ojalá que no haya extranjeros en ningún corazón del mundo"

"En la Iglesia no hay extranjeros" afirmó con fuerza Dagoberto Valdés en su presentación acerca de la situación de la realidad cubana, en el taller de Inculturación organizado por la CONCUR en este mes de mayo para los religiosos misioneros en Cuba. 

Esta contundente afirmación se ha quedado rebotando en mi interior a la vez que pasa por mi recuerdo la diversidad de rostros reunidos en la sala.Más de veinte nacionalidades con sus rasgos particulares, idiomas diversos y acentos característicos, con andares, gestos y procederes ricos de cultura y tradición. Y la Vida nos reúne para ir donde otros no llegan, para ir "donde falte la esperanza y la alegría, simplemente, por no saber de Ti". 

Taller de Inculturación organizado por la CONCUR en La Habana
Taller de Inculturación organizado por la CONCUR en La Habana

Es así nuestra Iglesia Universal: personas unidas por el lenguaje de Jesús, impulsadas por el Espíritu como instrumentos para la construcción del Reino de nuestro Padre. Y de a poco caen las fronteras, barreras y separaciones. Y nos enriquecen los diversos puntos de vistas, las vivencias acumuladas, las experiencias ajenas. 

"En esta tierra que me acoge en los últimos tiempos se tiende a confundir unidad con unicidad y se pierde así la riqueza de lo diverso, la belleza de lo raro, pero por los pequeños huecos que de vez en cuando se intuyen, nos colamos audaces y creativos los misioneros"

¡Qué bello soñar lo mismo para el mundo entero!Trascender la piel y el territorio, unidos por el lenguaje del amor, impulsados por la fuerza de la Vida como instrumento para la construcción de una verdadera Humanidad. 

Taller de Inculturación organizado por la CONCUR en La Habana
Taller de Inculturación organizado por la CONCUR en La Habana

En esta tierra que me acoge en los últimos tiempos se tiende a confundir unidad con unicidad y se pierde así la riqueza de lo diverso, la belleza de lo raro, la curiosidad que provoca lo extraño. Pero por los 
pequeños huecos que de vez en cuando se intuyen, nos colamos audaces y creativos los misioneros. Y en esas grietas comenzamos de a poquito a sembrar, a querer dejar mella. Como la gota de agua que de constante, perseverante y permanente, acaba socavando la roca, así queremos hacer con la desilusión, la falta de arrojo y sueños de muchos con los que nos cruzamos en nuestro día a día; con el fin de romper cadenas y ataduras, de hacer caer fronteras y separaciones. 

No hay extranjeros en la Iglesia... ojalá que no haya extranjeros en ningún corazón del mundo.

Te regalamos la Praedicate Evangelium + análisis
Volver arriba