Exhorta a los principales políticos de El Salvador a la cordura La Iglesia salvadoreña desaprueba la forma en que Bukele hizo las destituciones del Supremo

Nayib Bukele
Nayib Bukele

La Iglesia católica de El Salvador desaprueba "la forma en que la que se realizó las mencionadas" destituciones de cinco magistrados constitucionales y del fiscal general"no se siguió el debido proceso legal"

Las explicaciones del presidente de El Salvador, Nayib Bukele, a los embajadores designados en su país no frenaron la crítica internacional por la destitución de los magistrados y del fiscal general

Fuera del país, Michelle Bachelet y Arancha González Laya muestran su desacuerdo y llaman al "respeto al Estado de derecho, la independencia judicial y a la separación de poderes"

La Iglesia católica de El Salvador desaprueba "la forma en que la que se realizó las mencionadas" destituciones de cinco magistrados constitucionales y del fiscal general por "no haberse seguido el proceso establece la ley", de acuerdo con un comunicado divulgado este miércoles.

En una nota firmada por el arzobispo de San Salvador, José Luis Escobar Alas, se señala que "tampoco estamos de acuerdo en la forma en que fueron electas las personas que han sido asignadas, porque no se siguió el debido proceso legal".

La Iglesia católica hizo una "vehemente" llamada a que se "actúe siempre en un genuino cumplimiento del orden legal" y exhortó "a los principales actores del escenario político de El Salvador a la cordura, virtud necesaria en esta coyuntura que atraviesa el país".

El Salvador se encuentra bajo la mirada mundial por la decisión de la Asamblea Legislativa de destituir a los magistrados de la Sala de lo Constitucional de la Corte Suprema de Justicia (CSJ) y al fiscal general Raúl Melara, una acción considerada un golpe al sistema de separación de poderes y duramente criticada por la comunidad internacional.

Las explicaciones del presidente de El Salvador, Nayib Bukele, a los embajadores designados en su país no frenaron la crítica internacional por la destitución de los magistrados y del fiscal general.

El mandatario citó el lunes a los representantes diplomáticos y la grabación de la reunión, a pesar de que era privada, fue transmitida en cadena nacional de medios de comunicación la noche de martes.

La alta comisionada de la ONU para los Derechos Humanos, Michelle Bachelet, alertó ese día sobre una "alarmante tendencia hacia la concentración de poderes" en El Salvador. Las recientes destituciones "socavan gravemente la democracia y el Estado de derecho" al debilitar la separación de poderes, afirmó la expresidenta de Chile.

Por su parte, la ministra española de Asuntos Exteriores, Arancha González Laya, hizo un llamamiento al "respeto al Estado de derecho, la independencia judicial y a la separación de poderes" en el país centroamericano.

Por una Iglesia mejor informada.
Solo gracias a tu apoyo podemos seguir siendo un medio de referencia.
Hazte socio/a de Religión Digital hoy

Volver arriba