Raíces y alas: «Escuchemos sin miedo,» aportes del Celam al conversatorio de comunicación Luis Miguel Modino: "Escuchar es la actitud fundamental en la Iglesia (...). Aquel que no está dispuesto a escuchar no tiene derecho a hablar"

Participantes en la mesa redonda
Participantes en la mesa redonda

La comunicación en la vida de la Iglesia, el proceso sinodal y la llamada a la escucha, fueron los temas que se abordaron en el panel de comunicación al cierre del 6to. Congreso Nacional de Pastoral Hispana

La comunicación en la vida de la Iglesia, el proceso sinodal y la llamada a la escucha, fueron los temas que se abordaron en el panel de comunicación al cierre del 6to. Congreso Nacional de Pastoral Hispana efectuado en Washington del 26 al 30 de abril.

La presencia de cuatro invitados con experiencias diversas frente a los procesos de comunicación al interior de la Iglesia, despertaron el interés del público que sin lugar a dudas disfrutó cada una de las intervenciones caracterizadas por la claridad de sus aportes y el reiterado llamado a la reflexión y la acción, sobre aquello que vale la pena comunicar y las formas más efectivas para lograrlo, superando el dominio de los procesos técnicos y asumiendo con determinación la actitud de escuchar, de considerar al otro.

Participaron en el conversatorio el padre Lucio Ruiz, secretario del Dicasterio para la Comunicación, el padre Luis Miguel Modino, miembro del centro para la comunicación del Celam, Carlos Ferraro presidente de Signis ALC  y Susana Nuin, directora de Cebitepal.

Comunicación no es tecnología

Al hablar del momento histórico que vivimos y sus exigencias respecto al uso y apropiación de los medios, así como la demanda constante por el dominio de herramientas y procesos técnicos, especialmente en el contexto digital; el Padre Lucio Ruiz, secretario del Dicasterio para la Comunicación, indicó que la comunicación no es tecnología, no es estrategia, ni un cúmulo de cosas que deban aprenderse.
«Comunicación es kerigma, es el anuncio, es tener algo adentro en el corazón que me cambia la vida y te cambia la vida«, afirmó.

Desde su punto de vista si estamos convencidos de esto, todo nos sirve para comunicar, se trata de descubrir a Jesús y enamorarnos de él, porque después de experimentar ese amor es imposible callarlo. Para el sacerdote esta es la clave de la comunicación de una Iglesia verdaderamente en salida y en camino hacia el sínodo.

Escucha: actitud fundamental

El Padre Luis Miguel Modino, miembro del centro para la comunicación del Celam y misionero en la Amazonía brasileña indicó que «escuchar es la actitud fundamental y primera, para todos, también para la Iglesia. Aquel que no está dispuesto a escuchar no tiene derecho a hablar».

Recordando que la Iglesia además de ser Madre debe ser discípula y compañera de camino, dijo que no puede olvidar que la escucha es la base de un diálogo que alimenta, da sentido y fundamenta nuestro discurso.

«Escuchar es un elemento decisivo para un buen discernimiento, una actitud que nunca se puede dejar de lado en una Iglesia sinodal,» declaró; porque desde su experiencia la Iglesia la del Dios encarnado, debe caminar junto a su pueblo, demostrando interés por su vida y escuchándolos a todos, incluso a los que están fuera del redil o los que pertenecen a otro.

Luis Miguel Modino
Luis Miguel Modino

Al hablar del caminar juntos como la esencia de la Iglesia sinodal, insistió en escuchar para comunicar lo que la gente vive, especialmente a los que nunca fueron oídos u obligados a callar, es la vida de las víctimas o las historias de los que se encuentran al margen del camino, las que pueden ofrecernos testimonios de vida cargados de enseñanzas y riquezas que surgen como efecto de la fuerza al interior que surge de la vivencia comunitaria.

Para el sacerdote es necesario asimilar la sinodalidad como una forma de vida, solo así aprenderemos a comunicar sinodalmente, a partir de la escucha, que además debe abandonar los prejuicios, ha de ser gratuita y sin la pretensión de sonsacar con algún interés particular aquello que nos interesa. Más bien se trata de disfrutar lo que se escucha, experimentar la alegría que deja como fruto, dejarse enriquecer, disfrutar y llegar a entender la grandeza de la comunidad y adelantar el camino juntos.

La invitación del consagrado fue a considerar la escucha como una fuente sabiduría que se transmite de generación en generación y constituye una memoria colectiva que no se respeta porque se vea en ella una ley a seguir sino una fuente de vida en plenitud.

Comunicación para la transformación social

Por su parte Carlos Ferraro presidente de Signis ALC se refirió a la contribución de la organización a los procesos de integración latinoamericana y con la comunidad hispana residente en Estados Unidos.
En este sentido el especialista explicó que la comunicación por la cual propenden, favorece la construcción de una cultura de paz, porque como se enunció en diversos espacios del congreso «Raíces y Alas» no existe otra justicia sino la social y la comunicación ha de contribuir a esa transformación social, una comunicación con incidencia y mueva las estructuras de injusticia.

Si bien, Signis es una organización católica, las expresiones de esa fe se perciben de manera distinta en cada continente y la interculturalidad en los contextos de fe, permite descubrir las diversas maneras de vivir la espiritualidad. En el caso de Signis se confiesan totalmente adheridos al magisterio y estilo del Papa Francisco, que representan la influencia de toda la riqueza de las Conferencias Generales del Episcopado Latinoamericano y Caribeño ampliamente conocidos en los documentos de Medellín, Puebla, Santo Domingo y Aparecida.

Participantes en la mesa redonda
Participantes en la mesa redonda

Asumiendo este llamado del Papa vienen extendiendo su trabajo entre los jóvenes a través de programas de formación que ofrecen, cuyos frutos serán socializados en el VI Congreso de Comunicadores previsto para el 13 y 14 de julio en donde analizarán la importancia de la interculturalidad y la espiritualidad en el contexto de la comunicación.

Así mismo indicó que otra evidencia del trabajo de la organización en lo referente a la construcción de puentes y la creación de posibilidades de trabajo es la que vienen impulsando con el proyecto Radio lío en el que actualmente están involucrados 14 países, una red de radios con programación las 24 horas y contenidos elaborados por jóvenes dispuestos a contribuir a la construcción de paz desde medios de comunicación.

Comunión, servicio y colegialidad

A su turno Susana Nuin, directora de Cebitepal, organismo de formación del Celam, recordó que el organismo nació de la intuición de algunos obispos proféticos que buscaban encontrar más que una institución, una realidad que generara comunión, servicio y colegialidad, incluso antes de que se realizara el Concilio Vaticano II y en un momento en el que nadie hablaba de redes, el Consejo Episcopal Latinoamericano generó una red intercultural a través del servicio que presta a las Conferencias Episcopales y de forma extensiva al pueblo de Dios.

Tomando como punto de referencia que el Celam reúne a los obispos aseguró que su vocación de servicio lo ha llevado a generar en el tiempo un trabajo intereclesial, intercongregacional, expresiones de ese sueño histórico de la Patria Grande, la integración latinoamericana. Un anhelo de unidad en la diversidad que emerge en las cinco conferencias generales del episcopado latinoamericano y del Caribe y que expresan ese deseo de reconocer las características del pueblo de Dios y sus realidades, manteniendo un estrecho diálogo con la Iglesia universal, esa es su forma de trabajar por la Patria Grande y que actualmente se expresa en el acompañamiento del organismo a redes como Remam, Repam, la Red Clamor, la naciente Red del gran Chaco, Oducal y el trabajo colaborativo con organizaciones como la Clar, Cáritas ALC, entre otras, lo que afianza ese carácter en la misión del Celam de trabajar por la unidad y la cooperación, donde se hace realidad eso de que la comunicación es principio de la comunión.

Boletín gratuito de Religión Digital
QUIERO SUSCRIBIRME

Volver arriba