"Los pobres ya no esperan, trabajan, se organizan y luchan con fe para alcanzar las tres T" Misioneros de Francisco peregrinan 70 kilómetros , de Luján a San Cayetano, por el Papa y su patria

Peregrinan 70 kilómetros por el Papa Francisco y su patria
Peregrinan 70 kilómetros por el Papa Francisco y su patria

Los Misioneros de Francisco partieron desde su sede la 'Casita de la Virgen' pasando por la Basílica de la Virgen patrona de la Argentina

Desde allí, con las imágenes en sus hombros, caminan hasta la Ciudad de Buenos Aires, al santuario de San Cayetano, emblema del pan y el trabajo

La devoción popular por el santo del pan y el trabajo ocurre en todo la Argentina: Corrientes, Mar de Plata, La Plata, Mendoza, Jujuy en Palpalá y Misiones

El arzobispo de Mercedes-Luján, Jorge Eduardo Sheinig, antes de la peregrinación incluyó a los Misioneros de Francisco en un zoom sobre 'fe y compromiso político'

“Los peregrinos desde Luján a San Cayetano estamos uniendo las terminales más emblemáticas de la fe popular en Argentina. Por nuestro querido Papa y por nuestro pueblo que quiere tierra, techo y trabajo”, dijo en un discernimiento comunitario Gabriel “Pato” Duna, ex recolector de residuos hoy referente de los Misioneros de Francisco nacido y criado en la ciudad semi-rural que en el año 1630 recibe a la Virgen Inmaculada, que gracias al manto colocado por su cuidador, el Negro Manuel, se transforma en la Virgen de Luján, patrona de la República Argentina.

La peregrinación que iniciaron los Misioneros de Francisco este miércoles 4 de agosto se extiende en 70 kilómetros y finalizará el sábado 7, a la mañana, en las puertas del santuario San Cayetano, patrono del pan y el trabajo. Allí los misioneros confluirán con los movimientos populares, que marcharán a la Plaza de Mayo, en las puertas de la casa del gobierno nacional argentino, como hicieron por primera vez hace cinco atrás.

Como dice la propia Unión de Trabajadores de la Economía Popular, que es la herramienta sindical de los movimientos populares reconocida por el Estado, “los pobres ya no esperan, trabajan, se organizan y luchan con fe para alcanzar las tres T que tanto clama el Papa: tierra, techo y trabajo”.

Flyer
Flyer

Los Misioneros de Francisco en la ciudad semi-rural de Luján, donde confluye la más popular peregrinación de la Argentina para el mes de octubre, viene forjando lo que llaman “un espacio de sanación comunitaria”. De hecho, lo integra, entre otros el propio secretario general de los Movimientos Populares, Esteban Castro, donde profundizan su fe vía la lectura de la biblia, que encabeza el sacerdote Sergio Gómez Tey, y ejercen el rezo del rosario.

Asimismo, suman el trabajo. Están creando ladrillos para la acción solidaria e imágenes en cemento de la Virgen de Luján. Tienen previsto, el próximo viernes ampliar con los ladrillos que crearon el comedor comunitario “Cáritas felices” del barrio popular “La Loma” que instaló una vecina, Mara, en su propia casa junto a otras vecinas para alimentar a casi 70 familias que padecieron la falta de trabajo con el confinamiento a raíz de la pandemia mundial del coronavirus.

El arzobispo de Mercedes-Luján, Jorge Eduardo Sheinig, antes de la peregrinación incluyó a los Misioneros de Francisco en un zoom sobre “fe y compromiso político”.

Peregrinos descansando
Peregrinos descansando

En ese debate virtual, el arzobispo designado por el Papa Francisco (máxima autoridad en las localidades no sólo de Luján, Mercedes, también incluye entre otras ciudades Junín, San Andrés de Giles, Chivilcoy, Lobos como pueblos rurales) los animó a “vivir la pandemia con mucha esperanza y, como cristianos que se dedican a la política, a descubrir en este tiempo, una oportunidad para vivir la unidad, repensar cosas profundas, no desanimándose, sino por el contrario, asumiendo con fuerza su compromiso político en el servicio al prójimo, escuchando, dialogando, acompañando en el trabajo cotidiano, y caminando juntos en un esfuerzo por construir la fraternidad y la amistad social, como nos invita Francisco: ‘Estamos en la misma barca’”.

La devoción popular en la tierra del Pontífice no se detiene y más en tiempo de crisis. Por ello que el viernes 6 también peregrinan los pobres de la ciudad populosa de La Matanza. “Por pan, paz y trabajo. San Cayetano no nos suelte la mano” es la convocatoria que corre vía WhatsApp gracias al vídeo en el canal de youtube La Voz de San José, ver: https://www.youtube.com/watch?v=X50RZWpz18M

En el oeste bonaerense, ciudad de Merlo, peregrinarán el viernes por “la unidad, el pan y el trabajo” desde la Secretaría de Economía y Producción municipal hasta la plaza de Merlo “Néstor Kirchner” donde dará una oración el obispo local, Fernando Maletti.

La devoción popular por el santo del pan y el trabajo ocurre en todo la Argentina. En la provincia de Corrientes habrá peregrinación radial y virtual. En la ciudad de Mar del Plata habrá misa en la iglesia San Cayetano por parte del obispo local, Gabriel Mestre, con trasmisión on line por redes sociales. En La Plata, capital de la provincia, la imagen del santo irá en camioneta y habrá distintas misas que pedirán la protección de “la ciudad y los trabajadores de la región”. También se organizan celebraciones en Mendoza, Jujuy en Palpalá y Misiones.

“Señor, cercanos a María, que desde Luján nos dice: ¡Argentina! ¡Canta y Camina!”, escribió Jorge Mario Bergoglio en la “oración por la patria”.

Volver arriba