El Ayuntamiento finalizará este viernes los trabajos y se reunirá con el Arzobispado El viernes decidirán si derrumban o rehabilitan el edificio parroquial de la explosión en Madrid

Edificio de la parroquia  Virgen de la Paloma y San Pedro el Real
Edificio de la parroquia Virgen de la Paloma y San Pedro el Real

El delegado de Desarrollo Urbano, Mariano Fuentes, ha declarado que este miércoles finalizará la demolición de la planta sexta, la última que se derrumbará para preservar la seguridad del edificio

Además, las obras de adecuación en las viviendas del número 102 también terminarán a lo largo del día y cuando finalicen se dará permiso y autorización para que estas casas puedan ser habitada

El viernes el Ayuntamiento se reunirá con representantes de los propietarios del edificio parroquial siniestrado, el Arzobispado de Madrid, y éstos decidirán "lo mejor para el edificio"

El Ayuntamiento de Madrid finalizará este viernes los trabajos en el edificio parroquial de la calle Toledo parcialmente destruido por una explosión y ese día se reunirán con representantes del Arzobispado de Madrid, propietario del inmueble, que decidirán si lo rehabilitan o derrumban por completo.

La explosión, que tuvo lugar el pasado miércoles en este edificio de la calle Toledo número 98, dejó cuatro víctimas mortales y una decena de heridos en la capital. Aún se desconoce las causas del suceso pero todo apunta a una fuga de gas.

El delegado de Desarrollo Urbano, Mariano Fuentes, ha declarado a los medios en el lugar del suceso que este miércoles finalizará la demolición de la planta sexta, la última que se derrumbará para preservar la seguridad del edificio.

"Es importante también cómo se recogen los escombros para no generar más sobrepeso a la estructura", ha advertido.

Además, las obras de adecuación en las viviendas del número 102 también terminarán a lo largo del día y cuando finalicen se dará permiso y autorización para que estas casas puedan ser habitadas.

Trabajos en el edificio

Se han realizado tapado de huecos o mejoras en la cubierta y este mismo miércoles podrán volver los vecinos desalojados, de los cuales 16 siguen en un hotel.

También este miércoles acudirán a la zona técnicos del gas para devolver el suministro a la zona. "No será la entrada perfecta pero podrán volver a sus casa", ha añadido.

Fuentes ha detallado que el trabajo de la empresa contratada por el Consistorio finalizará en el forjado de la planta 5.

El viernes el Ayuntamiento se reunirá con representantes de los propietarios del edificio parroquial siniestrado, el Arzobispado de Madrid, y éstos decidirán "lo mejor para el edificio".

Mariano Fuentes, delegado de  Desarrollo Urbano

"Dependemos de la decisión de la propiedad, si decide demoler el inmueble o reformarlo", ha dicho el edil.

Sobre la vuelta a las clases de los niños del colegio La Salle La Paloma, colindante al edificio parroquial, Fuentes ha aclarado que no será antes del día 8 y dependerá de la decisión del Arzobispado. "Todavía nos queda retirar los escombros para la máxima seguridad de los niños", ha advertido.

Al ser preguntado por la investigación, el delegado ha asegurado que están coordinando sus trabajos con la Policía Científica y cuando encuentran cualquier indicio se paraliza la obra y se avisa a los agentes. "En la zona de las calderas actuamos con muchísimo cuidado", ha incidido.

Explosión

Volver arriba