"El cura tiene que estar por encima y ser un elemento de comunión" Omella pide a los clérigos catalanes que "no militen públicamente" en el debate sobre la independencia

Omella hoy en el Nueva Economía  Forum
Omella hoy en el Nueva Economía Forum

"Si el pueblo decide que ahí se va a ser independiente y los poderes públicos, o los gobiernos o el parlamento... nosotros seguiremos como Iglesia allí dentro, porque lo nuestro es anunciar el evangelio"

Los curas no deber tomar partido porque "la casa de Dios no puede ser un lugar excluyente, sino inclusivo" y ha animado a los párrocos a "querer y amar" a los feligreses "aunque sean bichos raros"

El presidente de la Conferencia Episcopal Española (CEE), Juan José Omella, ha pedido a los curas catalanes que no tomen partido ni "militen públicamente" en el debate sobre la independencia de Cataluña, ya que deben ser un elemento de comunión y estar por encima de cuestiones políticas.

En un desayuno informativo, el cardenal arzobispo de Barcelona ha respondido así a una pregunta sobre la presencia en algunas iglesias catalanas de banderas que exigen la libertad de los presos del "procés".

"Los obispos catalanes hemos repetido muchas veces que nosotros no entramos en el tema político de independencia o no independencia. Eso tiene que ser el pueblo. Si el pueblo decide que ahí se va a ser independiente y los poderes públicos, o los gobiernos o el parlamento... nosotros seguiremos como Iglesia allí dentro, porque lo nuestro es anunciar el evangelio", ha dicho.

Campanarios esteladas en Cataluña
Campanarios esteladas en Cataluña

También los curas tienen sus ideas políticas

Omella ha explicado que los obispos catalanes han enviado cartas a algunos curas para que quiten las banderas de las iglesias, "pero también los curas tienen sus ideas políticas". "Ya nos gustaría que no fuera así, que no militen públicamente, porque el cura tiene que estar por encima y ser un elemento de comunión".

Cree el cardenal que los curas no deber tomar partido porque "la casa de Dios no puede ser un lugar excluyente, sino inclusivo" y ha animado a los párrocos a "querer y amar" a los feligreses "aunque sean bichos raros".

Te regalamos la Praedicate Evangelium + análisis
Volver arriba