El juez paraliza la tala mientras se resuelven los recursos El ficus centenario de Sevilla, de momento, se salva

Una parte del árbol fue talado en agosto, cuando el juez dictó la paralización de los trabajos de manera cautelar

Hoy, esa decisión se amplía hasta que haya una resolución al recurso contencioso administrativo interpuesto

No se seguirá con la tala del árbol, al menos de momento. El juzgado de lo Contencioso Administrativo número 9 de Sevilla ha dictado un auto este lunes por el que mantiene la suspensión de la licencia para la tala del ficus centenario ubicado en la parroquia de San Jacinto, en Triana. Una vez analizadas las alegaciones presentadas por el Ayuntamiento de Sevilla, el juez estima la solicitud presentada por la Asociación Multisectorial de la Jardinería Andaluza (AMJA) tras el comienzo de los trabajos de apeo el pasado 16 de agosto.

En el auto, la autoridad judicial argumenta que la "razón fundamental" de la medida cautelar es "asegurar la efectividad de la sentencia que se dicte en el recurso contencioso administrativo", que de manera "previsible" podría dilatarse más allá de seis meses, por lo que insta a la administración municipal a tomar las medidas que sean "necesarias para la seguridad de personas y bienes durante todo el periodo de tramitación del recurso contencioso administrativo".

"La tala del ficus dejaría sin objeto el recurso contencioso administrativo, como es notorio, puesto que una vez talado, si la sentencia fuera favorable a los intereses de la asociación recurrente, no podría replantearse el árbol en las condiciones que actualmente tiene, una vez paralizados los trabajos en ejecución del auto de 18 de agosto de 2022 que ordenaba la paralización de los mismos con carácter de urgencia".

El ayuntamiento de Sevilla dispuesto a hallar soluciones, según AMJA

Por su parte, la Asociación Multisectorial de la Jardinería Andaluza (AMJA) ha valorado el autojudicial que "viene a ratificar la suspensión ya adoptada de forma cautelarísima el pasado 18 de agosto" en relación con la licencia para la tala del ficus de San Jacinto, concedida por el ayuntamiento de Sevilla a la Orden de Predicadores Dominicos de Sevilla, dueña de los suelos donde se ubica el ejemplar centenario. Igualmente, la entidad ha asegurado en un comunicado de prensa que, por parte del Ayuntamiento de Sevilla, con quien ha mantenido una reunión el pasado viernes 2 de septiembre, "existe una clara disposición para reparar y buscar soluciones a la situación actual". 

El juez desestima la petición de la Orden de los Dominicos de que AMJA depositara 150.000 eurosen caso de que la suspensión de la licencia para la tala se mantuviera, como así ha sido.

En esta línea, AMJA ha revelado que se acordó en ese encuentro "iniciar una serie de actuaciones y conversaciones para la mejor satisfacción de todos los intereses en conflicto", tal como así se comprometió el propio alcalde de Sevilla, Antonio Muñoz, que ha expresado su deseo de aprovechar el hecho de que "los riesgos" sobre la seguridad de las personas y el patrimonio "han disminuido" tras la "intervención" realizada en el árbol, del que ya solo queda en pie el tronco tras la tala de las ramas y la copa, para "intentar acercar posiciones y propiciar una salida que contente a todos", en alusión a los vecinos y la parroquia, propietaria del ficus, y la plataforma ciudadana que se ha posicionado contra el apeo.

"El Ayuntamiento de Sevilla nos invitó a mantener una reunión a la que acudimos el pasado viernes, acompañados del equipo jurídico, desde la seguridad de que se daba un paso por parte de esta entidad para avanzar en la defensa de la protección que demandamos y para normalizar una situación que, a todas luces, podría haberse desarrollado de una mejor manera. De su resultado podemos extraer que existe una clara disposición para reparar y buscar soluciones a la situación actual", informa.

Boletín gratuito de Religión Digital
QUIERO SUSCRIBIRME

Volver arriba