Un nuevo libro de Ángel Moreno para sentir en las entrañas las palabras del Maestro "Déjate preguntar"

Ángel Moreno
Ángel Moreno

"El título completo del nuevo libro de la Editorial Perpetuo Socorro, en su colección Espiritualidad, con sus 196 páginas, limpias, bien aseadas y legibles, es el de 'Déjate preguntar por Jesús'

"Su autor es Ángel Moreno, capellán del monasterio cisterciense de Buenafuente del Sistal y párroco rural de esa Unidad Pastoral, Vicario Episcopal para la Vida Consagrada, Doctor en Teología, escritor de diversos libros, director de Ejercicio Espirituales dentro y fuera de España y habitual colaborador de RD"

"La pedagogía de su redacción se identifica con el recorrido atento y veraz por los evangelios y convertir en pregunta directa las palabras de Jesús contenidas en los mismos, entendidas y llevadas a la práctica"

El título completo del nuevo libro de la Editorial Perpetuo Socorro, en su colección Espiritualidad, con sus 196 páginas, limpias, bien aseadas y legibles, es el de “Déjate preguntar por Jesús”.

Su autor es Ángel Moreno, “sacerdote diocesano de la diócesis de Sigüenza-Guadalajara, quien ha desarrollado todo su ministerio sacerdotal como capellán del monasterio cisterciense de Buenafuente del Sistal y párroco rural de esa Unidad Pastoral, Vicario Episcopal para la Vida Consagrada, Doctor en Teología, escritor de diversos libros, director de Ejercicio Espirituales dentro y fuera de España y habitual colaborador de RD,” que no es poca cosa.

“Dejarse preguntar por Jesús” implica sentir en las entrañas, de manera directa, las palabras del Maestro: ¿Qué buscáis? ¿A quién buscas? ¿Por qué tenéis miedo? ¿No tenéis fe ¿Y culmina el cuestionario con la pregunta esencial para un discípulo de Jesús: ¿Me amas? ¿Me quieres?”

Y es que la vida -toda la vida y más la cristiana- es una constante pregunta. Pregunta que lleva implícito el filial reconocimiento de la libertad siempre salvadora. La persona, por persona -y esto es dogma de fe-, es permanente pregunta. Es VERBO.

Y la pedagogía de la que hace uso el autor del libro en su redacción se identifica con el recorrido atento y veraz por los evangelios y convertir en pregunta directa las palabras de Jesús contenidas en los mismos, como otras tantas interpelaciones, todas ellas necesitadas de ser respondidas y, por supuesto, entendidas y llevadas a la práctica.

Personalmente yo descubrí la existencia de Buenafuente y su monasterio al documentarme para la redacción del libro de mis años mozos con el título de “La ruta del Cid”, insigne caballero que pasó, y sigue pasando, por estas comarcas del Alto Tajo, con sus compañeros de creencias y de armas. Lo redescubrí más veces, para redactar mis “Locos a lo divino”, así como mis “Monasterios con hospederías”, siempre atendido y hospedado monásticamente por Ángel, gracias a cuya labor y “Fundación” Buenafuente, sigue oyendo las salmodias de sus monjas, las charlas espirituales, los silencios de quienes deciden pasar unos días en su hospedería, al ritmo del horario de las los toques de campana que convocan al rezo, o canto e las “horas canónicas”.

"'Dejarse preguntar por Jesús' implica sentir en las entrañas, de manera directa, las palabras del Maestro: ¿Qué buscáis? ¿A quién buscas? ¿Por qué tenéis miedo? ¿No tenéis fe ¿Y culmina el cuestionario con la pregunta esencial para un discípulo de Jesús: ¿Me amas? ¿Me quieres?"

La naturaleza -toda la naturaleza- por estos lugares es templo y catedral de estilo románico, privilegiado y también lugar sagrado de acogida y refugio para los “solos” y “solas” de la España vaciada por estos pueblos de Dios.

¡Por favor, no se olviden de escuchar y seguir el ritmo de los salmos del agua de la fuente del atrio, que por sí y por naturaleza le confiere y bautiza con el apelativo cristiano de BUENA¡¡Gracias, amigo Ángel, y a no consentir jamás que se apague ni un solo eco de la guitarra del glorioso amigo Narciso Yepes¡

Boletín gratuito de Religión Digital
QUIERO SUSCRIBIRME

Volver arriba