Las diócesis de Rennes y Niza anuncian el mismo día investigaciones contra dos curas La Iglesia francesa, en 'schok': Detienen a un sacerdote por drogar y violar a un menor

Sacerdote
Sacerdote Anuja M. Tilj

El obispo de Rennes, donde está incardinado el cura detenido, ha difundido un comunicado en el que muestra su "pleno apoyo" a la víctima, que tuvo que ser hospitalizada, y anuncia que irá a encontrarse con los fieles de la parroquia que atendía el acusado porque "muchos habían confiado en él y se sienten traicionados"

La diócesis de Niza, según un comunicado, denunció ante la fiscalía y la Santa Sede al ex vicario general, ya jubilado, acusado de "repetidas violaciones a una menor en los años 70"

“Con tristeza y dolor me enteré el lunes 7 de noviembre de 2022 de que el padre Yannick Poligné, párroco de Saint-Louis-Marie en Brocéliande, había sido acusado de violación agravada de un menor y de consumo de drogas. En primer lugar, quiero asegurar a la víctima mi compasión y mi pleno apoyo. Comprendo y comparto el dolor, la rabia o el asombro que puedan sentir los fieles y los sacerdotes de la diócesis de Rennes, y especialmente los feligreses de la parroquia de Saint-Louis-Marie en Brocéliande y de otros lugares donde ejerció un ministerio pastoral”.

Son las primeras líneas del dolorido comunicado del arzobispo de la diócesis francesa de Rennes, Pierre d’Ornellas, difundido el jueves, en el que da cuenta de la detención preventiva de uno de sus sacerdotes, a quien la Fiscalía de París acusa de la violación de un adolescente de 15 años, “agravada por la administración de una sustancia nociva sin el conocimiento de la víctima, de provocar el consumo de drogas a un menor, de poner en peligro a otras personas y de consumo ilícito de drogas”.

Según informa RTL, el pasado 3 de noviembre, y tras haberse conocido en una aplicación de citas gay, el sacerdote, de 52 años, quedó con el menor en una habitación de un hotel de París, donde le ofreció drogas sintéticas y mantuvieron relaciones sexuales “sin protección”, especifica la fuente, que añade que el presbítero es seropositivo.

Frecuentes encuentros sexuales con hombres

El joven, que empezó a encontrarse mal, pudo contactar con sus amigos, que finalmente lo pudieron localizar gracias al teléfono móvil y alertaron a los servicios de urgencias, que lo trasladaron al hospital. En menos de 24 horas, la brigada de protección de menores localizó al P. Poligné, que fue trasladado a dependencias policiales para ser interrogado.

Pierre d'Ornellas, obispo de Rennes
Pierre d'Ornellas, obispo de Rennes

Allí reconoció los hechos, pero aseguró que ignoraba que su acompañante era menor de edad y “explicó que iba regularmente a París para conocer a hombres y mantener relaciones sexuales en hoteles de la capital. Según sus palabras, a veces incluso ‘tenía varios encuentros sexuales’ en el mismo día. Se trata de prácticas sexuales habituales, a veces mezcladas con drogas, que asume. Categóricamente, cree que no ha hecho nada malo”, señala RTL.

El joven, por su parte, “dice no recordar todo lo que ocurrió durante la noche”, aunque sí “prácticas sexuales bastante violentas” que, “consideradas brutales, fueron las que llevaron a la acusación del sacerdote el pasado 6 de noviembre”.

 “Muchos se sienten traicionados”

En el comunicado del obispo de Rennes, este señala que este fin de semana se acercará a la parroquia del detenido, porque muchos fieles habían confiado en el P. Poligné “y se sienten traicionados”. “Vendré a conocerlos y a escucharlos este fin de semana y en los próximos días”, señala el obispo d’Ornellas.

Y -en lo que parece una respuesta a la petición que la semana pasada les hizo el papa Francisco a los obispos franceses, desolados por la proliferación de casos de abusos en su seno, agravados por los casos Ricard y Santier-, además de asegurar su plena colaboración con la justicia y de ponerse a disposición de cuantos le necesiten, concluye moseñor d'Ornellas: “Me imagino cuántos hombres y mujeres pueden escandalizarse con esta información. Lo entiendo y aseguro a todos mi determinación de actuar”.

Misa en la diócesis de Rennes
Misa en la diócesis de Rennes

Las "repetidas violaciones" del ex vicario de Niza

Pero, por desgracia, la de Rennes no es la única diócesis conmocionada por estos asuntos. El mismo día en que el obispo d'Ornellas confirmaba con dolor y pesar la detención de uno de sus sacerdotes, el obispo de Niza, Jean-Philippe Nault, hacía público también un comunicado en el que expresaba su "tristeza y dolor" por las acusaciones contra el ex vicario general de la diócesis, Guy Terrancle, ya jubilado, y al que la fiscalía ha abierto una investigación bajo la acusación de "repetidas violaciones a una menor en los años 70", según informa la prensa gala

"La diócesis de Niza expresa su tristeza y dolor por los hechos denunciados. En primer lugar, nuestros pensamientos están con la víctima, su familia y todos los afectados, a quienes aseguramos nuestro apoyo y compasión. La diócesis recuerda que está colaborando con la Justicia para que se conozca la verdad, respetando los derechos de todos", señala el texto oficial.

El obispo que pidió explicaciones al cardenal Ricard

En este sentido, y aunque el presunto delito ya habría prescrito a nivel civil, el comunicado indica que, "por iniciativa de la diócesis, ya están en marcha dos procedimientos a raíz de la información recibida, uno en los tribunales civiles de la Fiscalía de Niza, y otro en los tribunales canónicos ante las autoridades romanas competentes". 

Se da la circunstancia de que el obispo de Niza, monseñor Nault (quien tomó posesión el pasado mes de mayo), fue también el destinatario de la indignada carta de los padres de la víctima del cardenal Ricard, en la que denunciaban los hechos, y fue él quien, además de pedir explicaciones al propio purpurado, puso el caso en conocimiento de la fiscalía de Marsella el pasado mes de octubre.

Jean-Philippe Nault, obispo de Niza
Jean-Philippe Nault, obispo de Niza

Te regalamos ‘Pasado, presente y futuro del Opus Dei’
Volver arriba