Dos décadas después, la víctima no quiso divulgar el caso El patriarcado de Lisboa no actuó contra un sacerdote acusado de abusos en la década de los noventa

Cardenal Clemente
Cardenal Clemente

El sacerdote denunciado se mantuvo en activo con funciones de capellanía y continuó gestionando una asociación privada donde acogía a familias y menores

El Patriarcado de Lisboa respondió en un comunicado enviado a EFE que, en el momento de la acusación, se tomó "una decisión teniendo en cuenta las recomendaciones civiles y canónicas vigentes"

El Patriarcado de Lisboa recibió una denuncia por presuntos abusos sexuales a un menor a finales de la década de 1990 y no lo denunció a la policía ni retiró de funciones al sacerdote sobre el que recaía la acusación, divulgaron hoy medios locales.

Según desveló el periódico luso Observador, el sacerdote denunciado se mantuvo en activo con funciones de capellanía y continuó gestionando una asociación privada donde acogía a familias y menores.

El Patriarcado de Lisboa respondió en un comunicado enviado a EFE que, en el momento de la acusación, se tomó "una decisión teniendo en cuenta las recomendaciones civiles y canónicas vigentes".

Manuel Clemente
Manuel Clemente

La víctima no quiso divulgar el caso

"Dos décadas después", el actual patriarca de Lisboa, Manuel Clemente, "se encontró con la víctima, que no quiso divulgar el caso", añadió la institución católica, que aseguró que "hasta este momento, desconoce cualquier otra queja u observación de desprecio sobre el sacerdote".

Informó también de que ese cura está "actualmente hospitalizado y cesó funciones en el centro hospitalario donde trabajaba".

En ese mismo comunicado, el Patriarcado de Lisboa aseguró que está "totalmente disponible para colaborar con las autoridades competentes".

De acuerdo con Observador, este caso está incluido entre los cerca de 350 testimonios de abusos sexuales a menores en el seno de la Iglesia católica registrados hasta junio por la Comisión creada en Portugal a finales de 2021 para investigar estos casos.

Comisión abusos Portugal
Comisión abusos Portugal



De los centenares de denuncias recibidas, solo 17 han sido derivadas a la Fiscalía porque los delitos no han prescrito o tienen posibilidades de prosperar.

En su último informe, la Comisión informó que las denuncias recibidas muestran que casi el 57% de las víctimas eran hombres, y la gran mayoría oscilan entre 36 y 65 años, aunque también hay menores de 18 años (2%) y mayores de 76 (6%).

El grueso de los testimonios denuncia tocamientos, aunque un 15,6% denuncia sexo oral, un 10,8 sexo anal y casi un 6% violaciones sexuales consumadas. 

Boletín gratuito de Religión Digital
QUIERO SUSCRIBIRME

Etiquetas

Volver arriba