¿Quién manda todavía en la Curia? Cristóbal Colón también redescubrió a Roma

¿Quién manda en la curia?
¿Quién manda en la curia?

"El tema es de por sí polémico, aunque de perenne y sacrosanta actualidad tanto como lo es, y lo será el ecumenismo en la Iglesia o Iglesias, si de verdad es Jesús su inspirador único y verdadero"

"Históricamente, cinco fueron los Patriarcados en los que se dividió la institución eclesiástica y sus sedes principales, Roma, Alejandría, Antioquía, Constantinopla y Jerusalén. Todos reclamaban autoridad universal"

"Roma -su Iglesia y su Patriarcado, y el Papa-, se colocaron a la cabeza 'en el episcopado' gracias a Cristóbal Colón, descubridor y 'evangelizador', y a los 'Reyes Católicos', empeñados obstinadamente algunos devotos patrióticos en colocar al 'Trío' en los altares de la Catolicidad"

"Si por ejemplo, España hubiera estado todavía islamizada cuando lo del Descubrimiento, toda América y más, hubieran sido adoradores de 'Alá', profesando como su Profeta a Mahoma"

"Y ahora, unas leves y respetuosas preguntas 'franciscanas'..."

El tema es de por sí polémico, aunque de perenne y sacrosanta actualidad tanto como lo es, y lo será el ecumenismo en la Iglesia o Iglesias, si de verdad es Jesús su inspirador único y verdadero.

Y, para la interpretación correcta del caso, es preciso referir que ya desde los primeros siglos, cinco fueron los Patriarcados en los que se dividió la institución eclesiástica, reclamando para sí tal condición y autoridad universal sobre el resto de la Cristiandad. Sus capitales respondieron a las sedes principales del antiguo Imperio romano, que eran Roma, Alejandría, Antioquía, Constantinopla y Jerusalén.

Por diversas circunstancias, y al paso del tiempo, con mención para la política, -conquistas y reconquistas y “Cruzadas”- no fue precisamente Roma la que dispuso de más numeroso contingente de devotos y adscritos, por lo que su Patriarca -el Papa- no apareció ante el resto del mundo cristiano como como el único y supremo representante religioso de la Iglesia .

Cualquier otro, como el de Antioquía o el de Constantinopla, poseía y ejercía la autoridad y “representación universal” con aproximación tanto o más certera  dependiendo de personas, situaciones y tiempos.

Cristóbal Colón. Ghirlandaio
Cristóbal Colón. Ghirlandaio

Pero aconteció, y aquí y ahora hace acto de presencia Cristóbal Colón que, gracias a la decisiva y eficaz ayuda y colaboración prestada por los Reyes Católicos, el genovés hispanizado, descubrió las Américas y, de la noche a la mañana, el Patriarcado de Roma del que formaban parte la Iglesia española, se acrecentó de manera sorprendente en relación con el número de católicos, y con tan anchas y seguras posibilidades de otros descubrimientos que habrían de sucederse a lo largo y ancho de tiempos y espacios.

Es decir, y en resumidas cuentas, Roma-su Iglesia- y su Patriarcado, y el Papa-, se colocaron a la cabeza de sus hermanos y hermanas “en el episcopado”, gracias a Cristóbal Colón, descubridor y “evangelizador” de sus pueblos, merced al empeño y a la convicción “religiosa” de unos Reyes –“Católicos” por antonomasia-, de nombre Fernando e Isabel, o Isabel y Fernando.

Así se escribe la historiayacerca de la interpretación de los hechos caben multitud de versiones, dado que los términos y los procedimientos de “conquista”, “invasión”, “conversión”, “reconversión”, “cultura”, “contracultura”, “desarrollo y “subdesarrollo” y otros merecen y reclaman nuevos replanteamientos de ideas , por no estar de acuerdo, y menos evangélicamente , con la mayoría de los empleados entonces , y algunos de ellos todavía vigentes…

Roma es tan cabeza universal como lo es, y ejerce, gracias sobre todo a Cristóbal Colón y a los “Reyes Católicos”, empeñados obstinadamente algunos devotos patrióticos en colocar al “Trío” en los altares de la Catolicidad, si no por aclamación, mediante los correspondientes procesos canónicos , tarea que, hoy por hoy, no debiera ser fácil, ni posible y ni oportuna

Pero así son y están las cosas, por lo que los lectores de RD y otros, agradecerían cualquier reflexión relacionada con el tema, con el convencimiento de que si por ejemplo, España hubiera estado todavía islamizada cuando lo del Descubrimiento, toda América y más, hubieran sido adoradores de “Alá”, profesando como su Profeta a Mahoma.

Y ahora, unas leves y respetuosas preguntas “franciscanas”:

¿Cuándo va a dar el papa Francisco pasos, aún más decisivos en su programada reforma de la Iglesia?

¿Quién manda todavía en la Curia, teniendo en cuenta el número y la calidad de “goles”, que por la escuadra de tan sagrada “portería” que guarda, le marcan, como acaba de acontecer en el caso de la homosexualidad y sus benditas bendiciones?

¿Pero qué idea de Dios se tiene y se nos sigue predicando en la Curia? ¿Acaso puede deducirse de tal adoctrinamiento que Dios es y se llama Jesús?

¿Puede exigirse como “evaluable y computable” oficialmente una asignatura como la de la Religión, al dictado de semejantes criterios e imposiciones precisamente “en el nombre de Dios”?

¿Quién anatematiza todavía y de verdad en la Iglesia? ¿Es la Curia o el Papa Francisco, siendo él mismo el destinatario de no pocos de estos anatemas, e indulgenciados dicterios?

Por una Iglesia mejor informada.
Solo gracias a tu apoyo podemos seguir siendo un medio de referencia.
Hazte socio/a de Religión Digital hoy

Volver arriba