No al "robo legalizado" de propiedades Al Sadr crea un comité para la restitución de bienes inmuebles usurpados a los cristianos en Irak

El líder chiita Muqtada al Sadr
El líder chiita Muqtada al Sadr

El robo 'legalizado' de las propiedades de las familias cristianas está estrechamente relacionado con el éxodo masivo de cristianos iraquíes, tras la intervención militar liderada por Estados Unidos para derrocar al régimen de Saddam Hussein

La decisión ha sido comunicada con una declaración, difundida en los primeros días de 2021, en la que se indican los nombres de los colaboradores de Muqtada al Sadr elegidos como miembros del Comité

También se han publicado las direcciones de correo electrónico y cuentas de whatsapp a las que los cristianos pueden enviar documentos de propiedad sobre bienes inmuebles

(Agencia Fides).- El líder chiíta iraquí Muqtada al Sadr, jefe del grupo político Sadrista que goza de una fuerte representación en el Parlamento de Bagdad, ha ordenado la creación de un comité encargado de recopilar y verificar noticias y denuncias sobre casos de expropiación y apropiación no autorizada sufrida en los últimos años por propietarios cristianos en diversas regiones del país.

La decisión ha sido comunicada con una declaración, difundida en los primeros días de 2021, en la que se indican los nombres de los colaboradores de Muqtada al Sadr elegidos como miembros del Comité, y las direcciones de correo electrónico y cuentas de whatsapp a las que los cristianos pueden enviar documentos de propiedad sobre bienes inmuebles (casas y terrenos) acaparados ilegalmente en los últimos años por otras personas o grupos de personas.

El objetivo de esta operación patrocinada por el líder chiita es restaurar la justicia, poniendo fin a las violaciones que afectan los derechos de propiedad de los “hermanos cristianos”, también cuando fueron cometidas por miembros del mismo movimiento Sadrista. La solicitud de denunciar los casos de expropiaciones ilegales sufridas se dirige también a las familias de cristianos que han abandonado el país en los últimos años. Además, los informes de abusos sufridos por propietarios cristianos podrán enviarse al Comité hasta el final del próximo Ramadán.

En la mañana del domingo 3 de enero de 2021, una delegación enviada por Muqtada al Sadr y encabezada por el jeque Salah al-Obaidi ha visitado al Patriarca caldeo Louis Raphael Sako para ofrecer al Jefe de la Iglesia caldea un mensaje de felicitación por la temporada navideña, junto con copia del documento con la que el líder chiita ha creado este Comité. El Patriarca y Cardenal Sako, por su parte, ha dado las graccias a Muqtada al Sadr por la iniciativa encaminada a poner fin a las injusticias que sufren los ciudadanos cristianos expropiados ilegalmente de sus bienes, subrayando la importancia de velar por la protección del bien común de la Nación, colocándolo por encima de cualquier interés privado o de parte.

Cardenal Sako

Según informes de los medios de comunicación iraquíes, incluido el sitio ankawa.com, Pascale Warda pide a todos los ciudadanos iraquíes que sostengan la reintegración de los derechos de propiedad cristianos apoyados por Muqtada al-sadr y por los cuales se han movilizado organizaciones de la sociedad civil como la asociación Hammurabi de derechos humanos y la Coordinación de Mujeres Iraquíes.

El fenómeno de las casas y tierras arrebatadas ilegalmente a sus legítimos propietarios cristianos, se ha hecho posible y se ha afianzado gracias a la colusión y la ayuda de funcionarios corruptos y deshonestos, que se ponen al servicio de estafadores y grupos organizados que realizan fraudes (véase Fides 23/7/2015). El robo “legalizado” de las propiedades de las familias cristianas está estrechamente relacionado con el éxodo masivo de cristianos iraquíes, tras la intervención militar liderada por Estados Unidos para derrocar al régimen de Saddam Hussein. Los estafadores se apoderan de viviendas y bienes que se han quedado vacías, contando con la fácil predicción de que ninguno de los propietarios volverá a reclamar la propiedad.Ya desde principios del 2016 (véase Fides 8/1/2016) Muqtada al Sadr había apoyado la necesidad de restituir las casas y los bienes inmobiliarios sustraídos ilegalmente a las familias cristianas en Bagdad, Kirkuk y otras ciudades iraquíes.

A Muqtada al Sadr se le conoce también por haber fundado el Ejército del Mahdi, la milicia - disuelta oficialmente en 2008 - creada en 2003 para luchar contra las fuerzas extranjeras presentes en Iraq después de la caída de Saddam Hussein. Los analistas han visto varios cambios de ritmo durante la última década por parte del líder, que disolvió su milicia en 2008 y no parece estar alineado con Irán. En el pasado, Muqtada al Sadr llegó a abogar por la superación del “sistema de cuotas” que, desde la muerte de Saddam, ha fundado la gestión del poder en Irak sobre bases sectarias. En el país trastornado en los últimos años por la ofensiva yihadista, por la proclamación del Califato Islámico con base estratégica en Mosul y por la coexistencia de fuerzas diferentes y potencialmente rivales en el frente heterogéneo que propició la reconquista de casi todas las zonas que habían caído en manos de las milicias yihadistas, Muqtada al Sadr ha tratado de presentarse como un potencial mediador. Su visita a Arabia Saudita en julio de 2017 para reunirse con el príncipe Mohammed bin Salman también fue interpretada desde esta perspectiva.

Muqtada al Sadr

Volver arriba