El Papa invita a redescubrir el valor de los símbolos navideños Francisco: "El belén recuerda una Navidad distinta a la consumista y comercial"

El Papa, ante el belén guatemalteco en el Aula Pablo VI
El Papa, ante el belén guatemalteco en el Aula Pablo VI Vatican Media

"El árbol y el pesebre son dos signos que siguen fascinando a grandes y pequeños", dijo el Pontífice al agradecer las decoraciones recibidas, entre ellas un belén tradicional de Guatemala con una representación artesanal compuesta por la Sagrada Familia y tres ángeles que adornará el Aula Pablo VI del Vaticano

"En su auténtica pobreza, el belén nos ayuda a redescubrir la verdadera riqueza de la Navidad, y para purificarnos de tantos aspectos que contaminan el paisaje navideño", explicó el pontífice, mientras que sobre el árbol destacó a la importancia que las "raíces" tienen "también para los hombres"

El papa Francisco alentó hoy a redescubrir símbolos navideños tan importantes como el "simple y familiar" belén, que recuerda "una Navidad diferente a la consumista y comercial", en la audiencia a los donantes del árbol y el nacimiento que decorarán este año el Vaticano y entre los que se encontraba el ministro de Relaciones Exteriores de Guatemala, Mario Bucaro Flores.

"El árbol y el pesebre son dos signos que siguen fascinando a grandes y pequeños", dijo el Pontífice al agradecer las decoraciones recibidas, entre ellas un belén tradicional de Guatemala con una representación artesanal compuesta por la Sagrada Familia y tres ángeles que adornará el Aula Pablo VI del Vaticano.

La verdadera riqueza de la Navidad

Además de a Bucaro Flores, Francisco recibió también a los representantes de los municipios italianos de Sutrio (norte) y Roselló (centro), de donde provienen los otros regalos oficiales que decorarán la plaza de San Pedro este año, un belén y un árbol de Navidad, respectivamente.

El Papa, ante el Belén en el Aula Pablo VI
El Papa, ante el Belén en el Aula Pablo VI Vatican Media



"En su auténtica pobreza, el belén nos ayuda a redescubrir la verdadera riqueza de la Navidad, y para purificarnos de tantos aspectos que contaminan el paisaje navideño", explicó el pontífice, mientras que sobre el árbol destacó a la importancia que las "raíces" tienen "también para los hombres".

Ambos símbolos muestran "dos actitudes humanas y cristianas": "el árbol nos enseña las raíces y el belén nos invita a la contemplación", porque es "bueno apreciar los momentos de silencio y oración en nuestros días, a menudo abrumados por el frenesí", añadió.

Un belén guatemalteco

El belén guatemalteco adornará el aula Pablo VI con un nacimiento decorado con amplias telas de colores, donde predominará el dorado, y con estatuas de madera que han realizado los artesanos locales respetando en todo momento la tradición del país centroamericano. En cuanto al nacimiento de la plaza de San Pedro, es íntegramente de madera de cedro. El municipio de Rosello entregó un abeto blanco de 30 metros con adornos realizados por los pacientes de la Residencia de rehabilitación psiquiátrica "La Quadrifoglio". 

El belén y el abeto en la Plaza de San Pedro
El belén y el abeto en la Plaza de San Pedro Vatican Media

Tanto el árbol como los dos belenes estarán expuestos hasta el final de las festividades de Navidad, que coincide con la fiesta del Bautismo del Señor, domingo 8 de enero. La inauguración oficial de la decoración navideña del Vaticano, que ha tenido lugar esta tarde, ha estado encabezada por el presidente de la Gobernación del Estado de la Ciudad del Vaticano, el cardenal español Fernando Vérgez Alzaga, en presencia también de la secretaria general, Raffaella Petrini.

Te regalamos ‘Pasado, presente y futuro del Opus Dei’
Volver arriba