Capellán castrense en Irak: "Soy un servidor de los centinelas de la Paz" José Ramón Rapallo: "La próxima visita de Francisco a Irak ya está dando frutos"

José Ramón Rapallo, celebrando en Irak
José Ramón Rapallo, celebrando en Irak

"Con Francisco, esperamos que  la fe y la esperanza llegue a los corazones y se supere el doloroso pasado"

"La visita del Papa Ya está dando frutos, las autoridades Iraquíes justo antes de Navidad acordaron declarar festivo el día 25 de Diciembre de forma definitiva"

"La situación en Irak se puede resumir con una palabra VUCA, Volátil, Incierta, Compleja y Ambigua. Ahora, hay que tener en cuenta un variante mas, es la Fe"

"La gran mayoría de los soldados en misión llevan el 'detente', una tradición que hace que muchos militares se pongan bajo la protección del Corazón de Jesús"

El padre José Ramón Rapallo es capellán castrense del contingente español destacado en Irak, cuya misión es mejorar las condiciones de seguridad en el país: "Estamos dos sacerdotes católicos para atender las fuerzas desplegadas en Irak, Siria y Kuwait". Nos cuenta que su función principal, y la de cualquier sacerdote en una misión castrense, es "saber acompañar, saber escuchar y saber comprender. Y la mayoría lo ve como algo necesario". Quizás por eso, se considera "un servidor de los centinelas de la Paz". 

La situación en Irak "se puede resumir con una palabra VUCA: Volátil, Incierta, Compleja y Ambigua. Ahora, hay que tener en cuenta un variante mas, es la Fe", asegura. Y por eso la anunciada visita del Papa fue muy bien acogida, "incluso por personas no católicas". "Irak, tiene necesidad de Paz y reconciliación y esta puede ser una ocasión para que la fe y la esperanza llegue a los corazones y se supere el doloroso pasado", apunta,  al tiempo que comparte su anhelo: "Aquí hace falta rezar".  Y como dijo Francisco, el orante es la antena de Dios en el mundo... "No demos la espalda al mundo, y en concreto a las intenciones del Papa con este viaje histórico, con un claro mensaje de fraternidad", concluye.

-¿Cómo ha recibido el contingente español destacado en Irak la noticia de la eventual visita del Papa al país?

Fue muy bien acogida, incluso muy comentada por personas no católicas, porque el anuncio llegó aquí justo el día que estábamos celebrando la Patrona de la Infanteria, la Inmaculada Concepción.

Papa-Irak
Papa-Irak

- ¿La noticia se recibió con la misma alegría en el país, a pesar de ser mayoritariamente musulmán?

Irak, tiene necesidad de Paz y reconciliación y así se pueden interpretar todos los intentos hechos por cada una de las partes y esta puede ser una ocasión para que la fe y la esperanza llegue a los corazones y se supere el doloroso pasado. Una oportunidad para la reconciliación que necesita mirar al futuro.

- ¿La visita del Papa puede ofrecer esperanza a un país desgarrado por los conflictos durante tanto tiempo?

Sin duda, un apoyo moral para la reconstrucción, un aliento para la Paz.

- ¿Además de esperanza, qué frutos puede aportar la visita papal a Irak?

Frutos están dando ya. Las autoridades Iraquíes justo antes de Navidad acordaron declarar festivo el día 25 de Diciembre de forma definitiva. Es ya una consecuencia del anuncio del Santo Padre y confiemos que en estos meses previos se produzcan muchas más.

Como escribió el Patriarca de Babilonia de los Caldeos, Cardenal Sako, es una ocasión para que la fe y la esperanza se conviertan en un compromiso, una oportunidad con miras al desarrollo, la paz, la estabilidad, la consolidación de la coexistencia, el respeto de la diversidad y el pluralismo.

El Papa y el presidente de Irak

- En la última entrevista concedida a una televisión italiana, el Papa se mostró preocupado ante la eventualidad de tener que posponer su visita a Irak. ¿Teme que pueda llegar a desprogramarse?

En un país en la condiciones que esta Irak todo puede suceder, las heridas están aún abiertas, y todo puede cambiar súbitamente. La situación se puede resumir con una palabra VUCA, Volátil, Incierta, Compleja y Ambigua.  Ahora, hay que tener en cuenta un variante mas, es la Fe. Esta es la tierra de Abraham, padre de los creyentes, y solo hace falta “rezar”. La primera misión en la que participé como casco azul, estando destinado en la BRIPAC, necesitaba comprar rosarios de combate, es decir, de los que se pueden llevar en el bolsillo sin romperse.

Estaba en Alcalá de Henares y fui a las carmelitas descalzas, y, a través del torno, la hermana portera me dijo que rezarían para que todo fuera bien y  me dio el 'Detente' del Sagrado Corazón de Jesús. La gran mayoría de los soldados en misión llevan el 'detente', una tradición que hace que muchos militares se pongan bajo la protección del Corazón de Jesús.

Terminado los seis meses de misión y pasado más de un año, volví a pasar por aquel convento. Ni me acordaba había estado un año antes. La hermana portera me pregunto al empezar hablar, si no era un sargento que había marchado de misión hacía más de un año, por el que toda la comunidad había estado rezando por esa misión en concreto. En aquel momento (menos mal que estaba detrás del torno), porque me invadió ¡una gran vergüenza. ¡Reconocerme por la voz, un año después y, tras haber estado un año rezando por la misión! Aquella misión internacional fue la primera en la que España participaba, no hubo ninguna baja. Además con la inmensa alegría de que, estando de misión, el Papa San Juan Pablo II bendijo un casco azul en representación todos los cascos azules españoles.

Misa en Irak
Misa en Irak

La Iglesia contemplativa es un tesoro que tenemos. La patrona de las misiones es una carmelita descalza Sta. Teresita del Niño Jesús, y eguro que en muchos conventos de vida contemplativa ya están rezando para que este viaje de muchos frutos.  

Esta vez, el Papa viene a vernos aquí, a Irak, zona de misión. Un Papa que, hace pocos días, decía: “El orante es la antena de Dios en este mundo”. En un mundo conectado como este, hay que conectarse a la antena que nos lleva a Dios, porque quien reza no da la espalda al mundo.

Desde aquí, desde el corazón de Irak, y en el lugar concreto de cada, sin salir de su sitio, s puede participar desde ya. Podemos conectarnos y ser  también antenas que tengamos presentes las intenciones del Santo Padre para este viaje; el primer viaje Apostólico después de esta pandemia.

Quizá hemos olvidado que en muchas otras partes del mundo al igual que en Oriente Medio Oriente, además de la pandemia, también siguen otras muchas heridas abiertas. No demos la espalda al mundo, y en concreto a las  intenciones del Papa con este viaje histórico, con un  claro mensaje de fraternidad.

- ¿Cuál es la labor del contingente español en Irak?

La principal, mejorar las condiciones de seguridad del país.

- ¿Qué hace un capellán castrense en una misión humanitaria como la de las tropas españolas en Irak?

La función principal de un sacerdote en una misión es saber acompañar, saber escuchar y saber comprender. Solo la presencia aquí, el hecho haya un sacerdote ya es muy importante. Y la inmensa mayoría lo agradece y lo ve como algo necesario. De hecho, todos los ejércitos aquí desplegados, con un contingente lo suficientemente grande, tienen su servicio de asistencia religiosa, la gran mayoría de otras confesiones. 

Juan Pablo II y J. Ramón Rapallo
Juan Pablo II y J. Ramón Rapallo

Al no haber páter desplegado en Irak, el Sr. Arzobispo Castrense, Don Juan del Rio, me confirió misión canónica, para asistir pastoral y espiritualmente al personal aquí desplegado.   

Estamos dos sacerdotes católicos, para atender las fuerzas desplegadas en Irak, Siria y Kuwait. En mi caso en la capital y D. Ángel Anaya, que  pertenece al Arzobispado castrense americano, se encuentra desplegado en el Kurdistán iraquí, otro de los lugares donde confiamos pueda viajar el Santo Padre. En la base, donde me encuentro destinado, hay más de quince nacionalidades distintas. Los sábados y domingos es donde hay mayor participación en la celebración eucaristía, tanto en inglés como en español, además de quien solicite la administración de otros sacramentos. Por ejemplo, hace poco se inició un grupo de confirmación, y un coro, con personal del Tercio de Ceuta mayoritariamente.

- ¿El hecho de encontrarse en una misión de riesgo y alejados de la familia implica una mayor petición de acompañamiento espiritual por parte de los soldados y de sus mandos?

Por ejemplo, en más de una ocasión la muerte de un familiar es algo que, al estar tan lejos y no poder acompañar con la presencia, hace que se viva de una forma muy diferente. En esos casos,  se hace mucho bien, acompañando, escuchando y consolando espiritualmente. 

Irak

Tenemos la suerte los sacerdotes en misión de estar disponibles 24h al día y poder llegar a conocer muy de cerca problemas e inquietudes de los que aquí están. Son muchas horas juntos. Y cuando hablas con ellos, por regla general, hay un interés por conocer y profundizar en la vida espiritual y un respeto grande a la figura del páter.

- ¿Cuánto tiempo lleva destacado en Irak? ¿Deseando volver a casa?

Desde octubre, y lo normal en cada rotación son unos seis meses, terminaremos a mediados de mayo.

Uno solo aprende a valorar lo que tiene, cuando le falta. Es verdad que todos aquí echamos en falta a la familia, pero te das cuenta de que los lazos que aquí se crean por las condiciones de vida y la distancia hacen que no sea tan fácil olvidarlo.

Y quizá para un capellán sean de los momentos más gratificantes del ministerio, por la oportunidad que tenemos de servir a los que sirven como centinelas de la Paz.

Papa de la paz

Volver arriba