Cardenal Osoro: "Nos reunimos porque creemos en Jesucristo resucitado" Almeida y Ayuso, juntos en la misa del aniversario de la explosión de la Paloma

Misa
Misa

Centenares de fieles se reunieron en la catedral de Santa María la Real la Almudena este jueves, 20 de enero, para arropar a los familiares de las cuatro víctimas mortales de la explosión (el sacerdote Rubén Pérez Ayala, David Santos Muñoz, Stefco Ivanov Kocev y Javier Gandía Sepúlveda)

También estuvieron presentes la presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, y el alcalde de Madrid, José Luis Martínez-Almeida

Osoro estuvo acompañado en el altar por el cardenal Antonio María Rouco Varela; el vicario general, Avelino Revilla; el rector del Redemptoris Mater, Eduardo Zapata; el hermano de Rubén, Pablo Pérez Ayala, y los sacerdotes de la parroquia (Gabriel Benedicto, Alejandro Aravena y Matías Quintana), entre otros

"La vida es el arte del encuentro", dijo Osoro, y animó: "el encuentro es como el oxígeno de la vida y puede ayudarnos a superar esos momentos como los que vivimos hace un año"

(Archimadrid).- «Cristo, mi esperanza, ¡ha resucitado! Y nos precede en Galilea. Y nos precede en Galilea». Con esta canción, repetida a una sola voz por los centenares de fieles reunidos en la catedral de Santa María la Real la Almudena, ha arrancado este jueves, 20 de enero, la Misa solemne en recuerdo de las víctimas de la explosión de un edificio parroquial de La Paloma hace justo un año.

Igual que ha ocurrido desde aquel «tremendo acontecimiento» –en expresión del cardenal Carlos Osoro–, las familias de las cuatro víctimas mortales (el sacerdote Rubén Pérez Ayala, David Santos Muñoz, Stefco Ivanov Kocev y Javier Gandía Sepúlveda) han sido arropadas en la celebración por numerosos familiares, seres queridos y miembros de las comunidades neocatecumenales de la parroquia. También han estado presentes la presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, y el alcalde de Madrid, José Luis Martínez-Almeida.

misa paloma osoro rouco ayuso almeida

«Nos reunimos porque creemos en Jesucristo resucitado, que el triunfo es de Cristo», ha asegurado el arzobispo de Madrid. «Nuestra vida está en manos de Dios siempre y, cuando desaparecemos de este mundo, volvemos a las manos de Dios», ha aseverado, acompañado en el altar por el arzobispo emérito, cardenal Antonio María Rouco Varela; el vicario general, Avelino Revilla; el rector del Redemptoris Mater, Eduardo Zapata; el hermano de Rubén, Pablo Pérez Ayala, y los sacerdotes de la parroquia (Gabriel Benedicto, Alejandro Aravena y Matías Quintana), entre otros.

En su homilía, el también vicepresidente de la Conferencia Episcopal Española ha incidido en que, «aunque a veces haya enfrentamientos» tal y como se lee en Fratelli tutti, «la vida es el arte del encuentro», y ha animado a encontrarse «entre nosotros» y «con Dios». «El encuentro es como el oxígeno de la vida», ha abundado, y puede «ayudarnos a superar esos momentos como los que vivimos hace un año».

misa paloma homilia osoro

En este sentido, ha pedido que se cumpla «la voluntad» del Señor y su vida «esté presente en la vida de los hombres» para que se sepan «en manos de Dios», sobre todo «en este momento de la historia» marcado por la pandemia y por la «vulnerabilidad». «Dejémonos abrazar por su amor. Dejémonos abrazar por ese sentido que dan a nuestra vida su vida, su amor, su presencia. Y hagamos posible que esta tierra se deje iluminar por la Resurrección de Nuestro Señor Jesucristo», ha concluido.

La Misa, que se sumaba a otros actos de recuerdo y homenaje, ha estado animada por las guitarras e instrumentos de una veintena de miembros del Camino Neocatecumenal y, en distintos momentos de la misma, se ha podido escuchar a los hermanos de David Santos y a una hermana de Rubén Pérez Ayala, Ángela.

misa paloma coro

Primero, Religión Digital
Volver arriba