"No puede haber desarrollo sostenible sin paz, ni paz sin desarrollo"" El lehendakari Iñigo Urkullu clausura en Deusto el Foro Times Higher Education sobre el impacto de las universidades en la promoción de la paz y la justicia (ODS 16)

Hind Kabawat saluda al lehendakari Iñigo Urkullu, en presencia del rector José María Guibert, en la clausura del Foro THE sobre el impacto de las universidades en la promoción de la paz y la justicia
Hind Kabawat saluda al lehendakari Iñigo Urkullu, en presencia del rector José María Guibert, en la clausura del Foro THE sobre el impacto de las universidades en la promoción de la paz y la justicia

En las conclusiones del evento, el rector José María Guibert ha apuntado que la educación de los más pequeños se ve como el modo de superar las inequidades de las injusticias: "los programas de paz y éticas van a ser determinantes"

La universidad no puede ser neutral ante las muchas necesidades que hay, "somos unos privilegiados que disfrutamos niveles altos de libertad, paz y justicia" y "hemos de compartir responsabilidades", ha añadido
 
Deusto ha reunido a más de 150 personas de 17 países de los 5 continentes en este evento global que ha contado entre sus ponentes con destacados líderes internacionales

El lehendakari del Gobierno Vasco Iñigo Urkullu y el rector José María Guibert han clausurado hoy, 21 de febrero, el primer foro internacional, organizado por THE-Times Higher Education en la Universidad de Deusto, sobre el impacto universitario en la promoción de la justicia y la paz, objetivo 16 de los ODS (Objetivos de Desarrollo Sostenible) de Naciones Unidas.

El rector José María Guibert ha sido el encargado de realizar las conclusiones de este foro que ha reunido durante dos días en Bilbao a más de 150 personas de 17 países de los cinco continentes.

Según sus palabras, la universidad no puede ser neutral ante las muchas necesidades que hay, “somos unos privilegiados que disfrutamos niveles altos de libertad, paz y justicia” y “hemos de compartir responsabilidades”. El rector Guibert cree que hemos de colaborar con otros agentes sociales para atender a los grandes temas globales y, por ello, se ha de redefinir la misión de las universidades. “La cuestión –indicó - está en cómo alinear los intereses de las universidades con los de los gobiernos, las empresas, las ONGs o las agencias financiadoras. Hemos de fomentar la confianza entre unos y otros y compartir fines. El trabajo no puede ser individual”. Para el rector de Deusto, en esta tarea no hay que olvidarse de los estudiantes porque tienen un papel clave en los problemas sociales que queremos atender. Y es que ellos tienen fuerza y hay que escuchar qué les motiva y qué propuestas hacen.

En relación con los cambios que ha de acometer la Universidad, José María Guibert defiende que son fundamentales porque los grandes valores de paz y justicia tienen sus derivadas en temas como desarrollo, diversidad, inclusión, seguridad, entre otros. Esto provoca que tengamos que repensar sobre nuevos programas académicos, nueva investigación, nuevas formas internas de organización, pensar en nuestro impacto, nuestras decisiones…

Y es que el Foro ha dejado de manifiesto el papel fundamental que la educación tiene en el trabajo por la paz y la justicia. Así, la educación de los más pequeños se ve como el modo de superar las inequidades de las injusticias sobre todo porque hay que tener en cuenta que hay sitios donde todavía no tienen educación superior. “Los programas de educación por la paz y la ética van a ser determinantes. También hay que asegurar el espacio para la mujer y no excluirla de los procesos educativos”. Al respecto, el rector señaló que “el desarrollo del ODS16 en el ámbito universitario puede ser muy relevante, tanto para la evolución del resto de las ODS como para el planteamiento del servicio que la universidad realiza en la sociedad”, ha concluido.

Palabras del lehendakari

Durante su intervención, el lehendakari Iñigo Urkullu ha agradecido a todas las personas expertas y académicas internacionales y a Deusto por trabajar unidos a favor de los Objetivo de Desarrollo Sostenible. En su opinión, la Universidad de Deusto suma dos compromisos: “la generación de conocimiento y la educación de calidad; y por el apoyo a la justicia, la paz y los derechos humanos”. El máximo dirigente vasco cree que la paz y seguridad son metas indisolublemente ligadas con la inclusión social y el buen gobierno. Y opina que la Agenda 2030 establece, con acierto, que no puede haber desarrollo sostenible sin paz, ni paz sin desarrollo.

Al respecto, ha citado dos informes estratégicos recientes de la Unión Europea y la OCDE en los que se menciona a Euskadi como territorio pionero gracias a la puesta en marcha de la “Agenda Euskadi Basque Country 2030” aprobada en abril de 2018. Para Euskadi es una oportunidad “situar nuestras políticas de paz, seguridad y gobernanza en un marco multilatera”, señaló.

Asegura que todas las aportaciones son relevantes: Administración pública, Universidad y organizaciones de la sociedad civil. En este sentido, ha destacado el grado de contribución demostrado por la Universidad de Deusto y ha citado que en la primera edición del “Ranking mundial THE” sobre contribución de las Universidades a la Agenda 2030, la Universidad se sitúa entre las 27 mejores del mundo en impulso al ODS 16: promoción de sociedades justas, pacíficas e inclusivas. “Aquí todos compartimos lo más importante, que es: por un lado, el compromiso con el modelo de desarrollo humano sostenible, y por otro - el deseo de dejar un mundo mejor para nuestros descendientes. Estos son objetivos que vale la pena perseguir juntos”, concluyó.

Ponentes en Deusto

Por este foro han pasado líderes como Mark Charlton, de la DMU-De Montfort University, Jennifer Curtin, directora del Instituto de Políticas Públicas-PPI de la Universidad de Auckland, y Carla Kopell, miembro del Georgetown Instituto para la Mujer, la Paz y la Seguridad- GIWPS. En la primera de las mesas redondas “La academia y la promoción de la paz y la justicia”, hablaron sobre una de las misiones principales de las universidades - la transformación social - y cómo la enseñanza y la investigación pueden contribuir al SDG 16. También se discutió cómo las universidades deben responder a ese desafío en sus políticas académicas y organizativas, así como en torno a cómo deberían definir y desarrollar estrategias para llevarlo a cabo, y cómo se puede medir el impacto de estas estrategias redefinidas.

Otra protagonista de este primer día fue Bianca Kopp (UNODC). En su ponencia: El papel de la educación superior en los objetivos de ODS 16 para 2030 manifestó que la paz, la justicia y las instituciones eficaces, responsables e inclusivas -así como la educación de calidad (ODS 4)- son el núcleo del desarrollo sostenible. De hecho, tanto el ODS 4 como el 16 son en sí mismos facilitadores de todos los demás ODS. De ahí su defensa por vincular los ODS 4 y 16, avanzando así hacia el logro final de este último.

Esta jornada también incluyó la intervención de Phil Baty, editor del prestigioso Times Higher Education World University Rankings, quien habló de las características de un ranking de THE que, en 2019, midió por primera vez el impacto social y económico de las universidades, basado en los objetivos de desarrollo sostenible, así como los indicadores de éxito de las instituciones que trabajan el ODS 16. En esta primera edición del ranking, Deusto quedó entre las 27 mejores del mundo y la primera universidad española. De ahí, la elección de Deusto como sede de este encuentro que reconoce su papel relevante en el impulso a los ODS.

Agenda del 21 de febrero

Las actividades del hoy se han abierto con la conferencia de Carla Koppell. En su charla sobre “La promoción de la diversidad, igualdad e inclusión para la paz y justicia en las universidades”, defendió la necesidad cada vez más urgente de atender la diversidad y la inclusión en la enseñanza superior a nivel mundial. Al respecto, mostró investigaciones que vinculan la inclusión y la equidad con la paz y la justicia.

Volver arriba