Consejo de Jefes de las Iglesias Católicas presentes en Siria Líderes religiosos desde Alepo :"Las presiones geopolíticas sobre Siria y todo Oriente Medio son insostenibles"

Patriarcas y obispos reunidos en Alepo
Patriarcas y obispos reunidos en Alepo

Los Patriarcas y Obispos reunidos en Alepo, en la sede del Vicariato Apostólico para los católicos de rito latino, participan estos días en el Consejo de Jefes de las Iglesias Católicas presentes en Siria

A la reunión, presidida por el Patriarca siro católico Ignace Youssif III Younan y el Patriarca greco-católico melquita Youssef Absi, asiste también el cardenal italiano Mario Zenari, Nuncio Apostólico en Damasco

Coinciden en que las sanciones económicas impuestas a Siria afectan a los ciudadanos más vulnerables hasta el punto de que "los contenedores de basura de las calles se han convertido en una fuente de alimentos para los más pobres"

También, en la importancia de apoyar y desarrollar la labor de Cáritas Siria en favor de la creciente multitud de sirios pobres, sea cual sea su grupo étnico o religioso

La Asamblea comenzó el martes 18 de mayo y sus distintas sesiones se prolongarán hasta el jueves 20 de mayo

(Agencia Fides).- Siria y todo Oriente Medio siguen viviendo un momento de dolor y sufrimiento, en el que las “pésimas condiciones económicas” y el dramático éxodo de las generaciones más jóvenes se entremezclan con “presiones geopolíticas insostenibles” que se ejercen sobre la vida cotidiana de todos los pueblos de la región.

Este es el escenario al que se enfrentan los Patriarcas y Obispos reunidos en Alepo, en la sede del Vicariato Apostólico para los católicos de rito latino, para participar en el Consejo de Jefes de las Iglesias Católicas presentes en Siria. La Asamblea comenzó el martes 18 de mayo y sus distintas sesiones se prolongarán hasta el jueves 20 de mayo.

A la reunión, presidida por el Patriarca siro católico Ignace Youssif III Younan y el Patriarca greco-católico melquita Youssef Absi, asiste también el cardenal italiano Mario Zenari, Nuncio Apostólico en Damasco.

En sus observaciones introductorias, el Patriarca Younan y el Patriarca Absi esbozaron los temas que se abordarán en las distintas sesiones de trabajo, empezando por el papel que Cáritas Siria y otras obras católicas pueden ofrecer a la reconstrucción del país devastado por años de conflicto y que actualmente se enfrenta a la emergencia de la pandemia del Covid-19.

Asamblea

En particular, el Patriarca Younan recordó la urgencia de apoyar y animar, especialmente en el ámbito de la educación, a los jóvenes, que han visto sus años de crecimiento abrumados por el conflicto, mientras que el Patriarca Absi ofreció reflexiones sobre la necesidad de afrontar con todos los medios la necesidad de reconstruir el país y la creciente polarización social que separa a los pocos ricos de las multitudes de sirios reducidos al hambre.

El cardenal Zenari, en su discurso, llamó la atención sobre la celebración del año dedicado a la familia y a la figura de San José, según las indicaciones del papa Francisco, y recordó la importancia de apoyar y desarrollar la labor de Cáritas Siria en favor de la creciente multitud de sirios pobres, sea cual sea su grupo étnico o religioso.

Las sanciones económicas puestas en marcha contra Siria, que culminaron con la "Caesar Act" de la Administración estadounidense del presidente Donald Trump y que se han mantenido incluso tras la llegada del demócrata Joe Biden a la Casa Blanca, afectan a los ciudadanos sirios más vulnerables “en el corazón de su vida cotidiana”, hasta el punto de que “los contenedores de basura de las calles se han convertido en una fuente de alimentos para los más pobres”.

Con esta imagen de aflicción ordinaria y cotidiana, Riad Sargi, Director Ejecutivo de Cáritas Siria, ha relatado recientemente la pesadilla diaria infligida también por las medidas de boicot económico internacional a los sectores más débiles de un pueblo agotado por diez años de guerra y violencia.

La catástrofe humanitaria que se cierne sobre Siria también ha sido descrita en el llamamiento-mensaje lanzado el martes 23 de marzo por Cáritas Internationalis (véase Fides 24/3/2021) para invocar la suspensión de las sanciones impuestas con la intención declarada de golpear al gobierno de Damasco, y que de hecho sufren en su piel los sectores más débiles de la población.

Volver arriba