Nuevos versos de Jesús Mauleón 3. APASIONADO ADIÓS

En la segunda entrega de los nuevos versos de Jesús Mauleón, citamos ampliamente el testimonio del profesor, investigador y divulgador de buena literatura D. Tomás Yerro, recientemente galardonado con el premio “Príncipe de Viana de la Cultura 2019(pulsar aquí). Resaltamos de nuevo un importante párrafo que introduce de lleno en el tema de hoy y nos ayuda a valorar la penúltima poesía del poeta navarro. Pero escuchemos ya la recomendación del experto gerontólogo:

“Hace ya muchos años he vivido muy implicado en la sociedad navarra de Geriatría y Gerontología y en el voluntariado gerontológico y toda la relación con las personas mayores, y no me canso de repetir que los últimos libros de Jesús y, particularmente, este: “Pero estás en mi aliento” (2019), o el anterior: “Apasionado adiós” (2013), deberían ser de lectura obligatoria para todas las personas, profesionales o voluntarios, que tratan con personas mayores, porque creo que no encontrarían en estos poemarios ningún catecismo, ningún manual, pero sí una serie de intuiciones en torno a la persona mayor, a la persona anciana que, con gran brevedad, con gran concisión e intensidad, resumen conocimientos que normalmente el profesional tendría que escribir en amplios tratados. En este caso se trata de la magia de la poesía, que con su hondura y su belleza es capaz de resumir las constantes esenciales de la condición humana, en este caso las referidas a las personas de edad avanzada.”

                                                                ---oo000oo---                                          


MI INTRODUCCIÓN A LA LECTURA DE 22 POEMAS
DE “APASIONADO ADIÓS”


De todos vosotros es conocido el cambio de presentación de los blogs de Religión Digital que está originando dificultades en la adaptación del escritor a las nuevas técnicas. En mi caso, el trabajo de hormiguita que fui dedicando a la presentación de poetas y versos a lo largo de muchos años de jubilado, de pronto, en marzo de este año se vino absolutamente abajo y de las cerca de diez mil visitas a Nido de Poesía que venía recibiendo mensualmente, sobre todo a través de Google, apenas unas docenas se mantuvieron fieles…

Pero el actual equipo de Religión Digital (y Periodista Digital) realizaron un supremo esfuerzo y lograron conservar, lo mejor posible, los varios centenares de páginas eliminadas. Intentaremos daros a conocer hoy un ejemplo, muy interesante, de cómo se han conservado hoy las siete entregas que preparé para dar a conocer algunos versos de “Apasionado adiós” (Ediciones Vitrubio, 2003).

Observaréis ciertos desajustes en el tamaño de algunas imágenes, especialmente agigantando las composiciones que originalmente eran muy pequeñas, permitiendo demasiados espacios en blanco, etc. Pero los textos, todos ellos, están completos y absolutamente limpios. Hemos de agradecer a la organización el esfuerzo, también económico, que han hecho en conservar, aunque con ciertas imperfecciones, tan interesantes trabajos. Habrá que aprovecharse.

                                                                   ---oo000oo---

El Índice que os facilito a continuación contiene siete correctos Enlaces a siete antiguas páginas que os ofrecen 22 poemas de “Apasionado adiós”. Estos Enlaces los encontraréis también al final de cada una de las siete entregas oficiales, con la única excepción de la entrega nº 3, Día de fiesta, que tiene ciego el Enlace.

                                   APASIONADO ADIÓS  

     Enlaces: pulsar el título

1. Jesús Mauleón se despide del mundo
    AMARTE A TI
    Y NO TE DIGO ADIÓS
    PORQUE HE VIVIDO TANTO
2. Lo mío es ya la tarde
    LO MÍO ES YA LA TARDE
    DIOS MÁS Y MÁS
    CUÁNTA LA SOLEDAD
3. Día de fiesta
    DÍA DE FIESTA
    AQUELLAS MANOS BLANCAS
    Y VA LA GRULLA JOVEN
    ¿Y PARA QUÉ UN POEMA...?
4. El parque que atraviesas
    VINIENDO A CUENTAS...
    EL PARQUE QUE ATRAVIESAS
    HOY OS VOY A DECIR...
5.  ¡Cómo amaba la vida!
    ATARDECER EN BARAÑÁIN
    PISA ESTE PARQUE
    NUEVO EPITAFIO
6. Con esta dicha de sentirme vivo
    GRACIAS, GRACIAS,
    PLAZA DE LOS CASTAÑOS,
    YO PONDRÉ SOL
7. Pero ésta no es mi casa
    PERO ÉSTA NO ES MI CASA,
    ESPERO
    ESTE POEMA NO FUE NUNCA ESCRITO

                ---oo000oo--- 

NOS ASOMAMOS DE NUEVO A “PERO ESTÁS EN MI ALIENTO”

Acabamos de conocer 22 poemas del reconocido “Apasionado adiós (Ediciones Vitrubio, 2013)”. Pero inmediatamente regresamos a los más recientes versos de “Pero estás en mi aliento (Senectutis carmina), Ediciones Vitrubio, 2019”, del cual seleccionamos dos títulos: “La vida es una lucha de distintos colores” y “Un día te escribí”, fechados ambos hace unos meses, a punto de cumplir el poeta 81 años. No esperemos aburridos soliloquios, desgarradoras lamentaciones, exhibicionistas barroquismos…: un octogenario navarrico de traviesa pluma confidencia a Dios sus últimos secretos…

                                                          ---oo000oo---


PERO TÚ SIGUES SIENDO QUIEN CONDUCE MIS HORAS

Cuando nace Jesús, anunciaron los ángeles a los pastores la buena nueva (Lucas 2, 14): “Gloria a Dios en el cielo y en la tierra gracia y paz para los hombres.” En los versos de “La vida es una lucha de distintos colores” se extasía el poeta imaginando la armonía de los astros, “la paz segura de un ejército en llamas” que con autoridad gobierna el Creador en su alto firmamento… También es el Padre –reconoce el contemplativo soñador– quien conduce mis horas…, mueve mi aliento…, me regala el aire que respiro… Eres, Dios mío, “mi vida, libre de sobresaltos, / la mano poderosa, el delicado gesto / que me vuelve tan fácil mi costumbre de amarte…” Hay días tontos, rutinarios, vacíos, pero, Señor, “tu presencia llena / mis horas y mis días donde Tú siempre me amas…”


LA VIDA ES UNA LUCHA DE DISTINTOS COLORES

La vida es una lucha de distintos colores,
tormentas, rayos, gritos o mañanas de gloria
y tardes coronados de crepúsculo y rosa.
También hay días tontos en que nada sucede
al igual que allá arriba, en tu alto firmamento
donde giran los astros en su diaria armonía.
Mas sigues siendo el dueño que pace las estrellas,
riges la paz segura de un ejército en llamas
y órbitas que tu mente conformó en el milagro.

Cierto, aquí hay muchos días donde todo transcurre
en lo habitual, lo lento, lo pobre y consabido,
donde meten su mano la rutina y el tedio.

Pero Tú sigues siendo quien conduce mis horas,
Tú quien mueve mi aliento, quien me regala el aire
seguro, sosegado, con que vivo y respiro,
Tú quien mueve las alas, más lentas, fatigadas
del viejo corazón que aún me late en el pecho.
Y eres también mi vida, libre de sobresaltos,
la mano poderosa, el delicado gesto
que me vuelve tan fácil mi costumbre de amarte.

Parecen días tontos, rutinarios, vacíos,
y parece que en ellos casi nada pasase;
pero estás en mi todo y tu presencia llena
mis horas y mis días donde Tú siempre me amas.

(10 de junio de 2017)

                       ---oo000oo---

MI PADRE, QUE ME ALZAS, ME ABRAZAS, ME BESAS, ME PERDONAS

En el poema “Un día te escribí”, sigue jugando el poeta anciano, el poeta niño, esta vez con astros y galaxias, soñando a ser eterno. Pero, claro, el día que “todo el Universo se resuelva en un orbe / de silencio y ceniza…”, ¿seré ya eterno, “inmortal para siempre…?” La despedida es triste, ruborizada: “Oh mi juego infantil… ¿me lo perdonas? / Me basta con saber que me sigues amando.”

UN DÍA TE ESCRIBÍ

Un día te escribí temblando:
“Tú no conoces el rigor del tiempo,
las quiebras de la edad ni el lento abrazo
de la vejez que amante nos doblega”.

Y también escribí para Ti, Padre:
“Señor, soy como un niño en tu presencia;
desnudo de arrogancia, chico y débil…”.

Ya por mi mucha edad soy aún más niño;
y pronto moriré.
¿Me dejas hoy contigo jugar a ser eterno? Deja
que sueñe lo imposible, lo posible, mi Dios,
si lo sueño contigo.

Caminaré, si quieres, de tu mano
por todas las galaxias que aún no eran
cuando Tú ya existías.
¡Qué inmensos tus espacios de recreo, qué veloces los astros,
qué precisas las órbitas
de aquellos que jamás vio nunca el ojo humano!

Como niño que soy quiero jugar,
si Tú mi Padre Dios juegas conmigo,
esconderme
tras las bolas gigantes de fuego o apagadas,
corretear, volar por todo el Universo,
vagar por los parajes misteriosos
por los que no pasó, pisó jamás
pie vacilante de astronauta alguno.

No son misterio los espacios sin nombre.
El misterio eres Tú, mi Dios, mi Padre, que me alzas, me abrazas ,
que me besas, te ríes, me perdonas
este infantil atrevimiento que me lleva
inconsciente, feliz, a lo infinito.

Contigo eterno soy. Mi juego alcanza
más allá de los astros cuando todos se apaguen
y todo el Universo se resuelva en un orbe
de silencio y ceniza.
Me abrazarás entonces inmortal para siempre.

Oh, mi juego infantil… ¿me lo perdonas?
Me basta con saber que me sigues amando.

(15 de noviembre de 2017)


  ===========================================

NUEVOS VERSOS DE JESÚS MAULEÓN:
“Pero estás en mi aliento (Senectutis carmina)

ENLACES: pulsar cada título:

1. Nuevos versos de Jesús Mauleón 1. Poeta
POETA
NEVADA
2. Nuevos versos de Jesús Mauleón 2. Te dicen misterioso
TE DICEN MISTERIOSO
DIOS
   A VECES
3. Nuevos versos de Jesús Mauleón 3. Apasionado adiós
LA VIDA ES UNA LUCHA DE DISTINTOS COLORES
UN DÍA TE ESCRIBÍ

===========================================

Volver arriba