Los obispos, eufóricos tras los resultados de una campaña que se dio durante el confinamiento por el coronavirus Nuevo récord de la casilla de la Renta: la Iglesia recaudó 301 millones de euros

Campaña de la Iglesia para la declaración de la renta 2018
Campaña de la Iglesia para la declaración de la renta 2018 CEE

Desde que aumentó el porcentaje del 0,52 al 0,7, los obispos han recaudado 60 millones de euros más al año

En los últimos cinco años, la cifra se ha disparado, pasando de 249 millones a 301

Un 32,15% de las declaraciones marcan la casilla de la Iglesia, para un total de 8,5 millones de contribuyentes, que dejan una media de 35 euros en las arcas de la Iglesia

a cantidad recaudada a favor de la Iglesia crece en todas las comunidades autónomas sin excepción, y en trece de ellas, además, se constata también una subida del número de contribuyentes que marcan la X. El número de declaraciones aumenta sobre todo, en Andalucía, Madrid, Castilla la Mancha y Comunidad Valenciana

Ni los escándalos, ni la crisis, ni siquiera el coronavirus (o tal vez precisamente por eso): la Iglesia católica consigue un nuevo y espectacular récord de financiación a través de la casilla del IRPF. Por primera vez en su historia, los obispos superan la barrera de los 300 millones de euros (301,07 millones), aumentando en más de 16 la cifra del ejercicio anterior, que ya resultaba espectacular: 284,4 millones de euros.

Un total de 8,5 millones de declaraciones (entre individuales y conjuntas), con una media de 35 euros por contribuyente. El 32,15 por ciento de los españoles marcaron la 'X' de la Iglesia (ya fuera en solitario, o junto a la de 'Otros Fines de Interés Social'), que ha vivido una progresión espectacular en los últimos cuatro años. Así, mientras entre 2008 (cuando comienza el nuevo modelo, que da a la Iglesia el 0,7% y no el 0,52% anterior) y 2016 la cifra ronda los 240-250 millones de euros. 

Crecimiento sostenido

A partir de ahí, un crecimiento sostenido (256 en 2017; 267 en 2018; 284 en 2019 y 301 en 2020), en un incremento del 5,85% respecto a 2019.

La euforia es patente entre los responsables económicos de la Conferencia Episcopal, que subrayan que "la campaña de la renta tuvo lugar coincidiendo con los meses más duros de la primera ola de la pandemia y con el esfuerzo de la Iglesia por multiplicar su presencia y su atención a los colectivos más perjudicados".

De hecho, añaden, "las 106.259 nuevas declaraciones que marcaron la X de la Iglesia, ponen de manifiesto el respaldo social y personal a la labor desarrollada por la Iglesia en este tiempo, y multiplican por cuatro el aumento de X en la Declaración de la renta del ejercicio anterior".

Gráfica de la progresión del IRPF

La cantidad recaudada a favor de la Iglesia crece en todas las comunidades autónomas sin excepción, y en trece de ellas, además, se constata también una subida del número de contribuyentes que marcan la X. El número de declaraciones aumenta sobre todo, en Andalucía, Madrid, Castilla la Mancha y Comunidad Valenciana. Por el contrario, País Vasco registra el mayor descenso.

Las regiones donde mayor porcentaje de personas decide colaborar con la X en la Declaración de la Renta al sostenimiento de la Iglesia son Castilla La Mancha (45,18%), La Rioja (44,77%), Extremadura (44,03%), Murcia (43,68%) y Castilla y León (42,3%). Casi la mitad de las declaraciones optan por sostener la labor de las entidades religiosas. En el otro extremo, Canarias (25,6%), Galicia (24,7%) y Cataluña (16,9%) marcan las tasas más bajas de asignación.

Declaraciones por comunidades autónomas

Por una Iglesia mejor informada.
Solo gracias a tu apoyo podemos seguir siendo un medio de referencia.
Hazte socio/a de Religión Digital hoy

Volver arriba