Caminar sin ver

Ya de mayores también en ocasiones nos parece que caminamos sin ver.  Seguimos andando, sin conocer exactamente el rumbo, avanzamos hacia una meta que nos parece perdida, y corremos el riesgo de...

Volver arriba